Detuvieron a un sospechoso por los ataques a silos bolsas

Es un ex productor dedicado ahora al transporte; se desconoce el motivo

Por Gabriela Origlia  | Para LA NACION

CÓRDOBA.- Ayer al mediodía detuvieron al presunto autor de romper unos 50 silos bolsas en Leones en la madrugada del sábado, dejando unas 8000 toneladas de granos esparcidas por el campo. El detenido es Norberto “Toti” Garetto, propietario de una Toyota Hilux 4×4 que había dejado rastros en la zona del ataque.

Garetto -quien fue productor agropecuario y ahora se dedica al transporte- fue detenido en una zona rural 25 kilómetros al nordeste de Leones y está a disposición de la fiscalía de Marcos Juárez. Es primo lejano del ex presidente de Coninagro Carlos Garetto, uno de los damnificados en esta oportunidad.

La detención es la primera que se produce después de decenas de ataques a silos bolsas entre fines de 2013 y este año, que se concentraron particularmente en Córdoba, La Pampa y la provincia de Buenos Aires.

El presidente de la Sociedad Rural de Leones, Guillermo Sarboraria, dijo a LA NACION que todavía desconocen el móvil de Garetto y que nada indica que hubiera tenido relación con ataques anteriores. “Siempre fueron a un productor en particular; esta vez afectó a 16 y el ataque debe estar entre los más grandes de los registrados en el país”, agregó.

Los afectados son productores pequeños y medianos. Las pérdidas no son totales, porque una parte se podrá recolectar en camiones para llevar al puerto. La humedad del suelo y la niebla baja de las últimas jornadas es lo que más afectará la calidad de los granos.

Este año, por las inundaciones de febrero, en Córdoba hay más cosecha embolsada que en campañas anteriores. Sarboraria confirmó el dato: “Hay productores que pasamos de cero -como en mi caso- a seis, porque no podíamos mover la producción por el estado de los caminos; todavía los problemas siguen”. En el departamento de Marcos Juárez entre el 1° de enero y el mismo día de marzo de este año cayeron 754 milímetros, cuando el promedio anual es de 950. “No hay canales que respondan y eso obligó a emplear más silos bolsas”, indicó Sarboraria.

El sábado -cuando trascendió el hecho- tanto la Rural de Leones como la Argentina consideraron que se trataba de un “acto mafioso y de vandalismo”. Sarboraria apuntó que mantienen esa posición porque el detenido, aparentemente, “no tiene ninguna vinculación directa con los gremios de transportistas ni con el de los peones de campo. O tiene alguna afinidad política o está desequilibrado”. Según versiones que circularon en la ciudad, Garetto tiene vínculos con el kirchnerismo de Leones. En la última campaña se vieron afiches con la leyenda “Toti intendente”, y sería amigo de Fabián Francioni, intendente de Leones en uso de licencia y diputado nacional.

El año pasado Oliva, a unos cien kilómetros de la ciudad de Córdoba, fue la zona que más ataques registró. La Confederación de Asociaciones Rurales de Córdoba (Cartez) estimó que sumaron unos 21 en todo el año pasado. Al hacer la denuncia policial, los productores pedían que no trascendiera su identidad por temor a las represalias..